Ser el mejor amigo de alguien es mucha responsabilidad, y a no ser que seas su único amigo, no es fácil mantener el nivel de «mejor amigo». Hace no tantos años era extraño, pero cada vez es más habitual que las mujeres tengan un mejor amigo y los hombres una mejor amiga. A ese grupo de sufridores que tienen mejores amigos del sexo opuesto, y han de aguantar comentarios del tipo: «y nunca os habéis liado«, «seguro que salir juntos te espanta los ligues» o  «y qué piensa tu pareja de que salgas con Pau» (nota, Pau es nombre tanto de mujer como de hombre). A todas esas parejas de amigos mixtas que sufren miradas de reprobación más silenciosas y dolorosas que las hemorroides. A todos aquellos que han discutido con sus parejas por mantener la amistad con su mejor amig@. A todos vosotros va dedicado este artículo.best friends

Las 10 cosas que debes de conocer o estar dispuesto a hacer por tu mejor amigo/amiga del sexo opuesto para realmente poder considerarte su mejor amigo/amiga.

El titular me ha quedado un poco largo, como largo es el camino que lleva a la confianza mutua. *Nota: Todos los ejemplos se aplican a ambos sexos, pero para evitar poner siempre amigo/amiga, usaré indistintamente ambos géneros

  1. Debes de conocer su «tipo». Es muy importante que como mejor amigo puedas decirle; «oye, mira que pibonazo, por qué no vas y le tiras los trastos«. Aunque en los orígenes de vuestra relación pudieras tener pensamientos libidinosos hacia tu mejor amigo, eso ya no pasa, y lo que deseas es su felicidad sentimental y sexual, y si para que la consiga has de hacerte pasar por su hermana, ¡pues le ayudas!
  2. No es importante que sepas en qué colegio estudió, el nombre de su abuelo materno, o su marca de perfume. Pero sí que has de saber el nombre de la persona que le rompió el corazón por primera vez. ¡Por qué será el equivalente al nombre del demonio!
  3. Tu mejor amiga podrá odiar a tu pareja hasta el infinito y más allá, y te podrá hablar pestes de ella, pero nunca intentará boicotear tu relación. Y seguirá siendo amiga tuya aunque te cases con alguien a quien no soporta porque vuestra amistad está por encima de eso, forever and ever (demasiado Disney Chanel, lo sé).
  4. Una mejor amiga siempre ha de ser capaz de contestar al teléfono cuando la necesitas, porque existe una telepatía arácnida que te avisa de que está en apuros. No pueden pasar más de 2 minutos entre el mensaje de whatsapp: «necesito un consejo», y tu SúperMejorAmigaRespuesta: «esta vez como se llama…«
  5. Si es tu mejor amigo conoce tus gustos. No todos, pero sí la mayoría. De hecho es más probable que acierte tus gustos musicales, de moda, culinarios o cinematográficos que tu propia pareja. «Tía, he visto una peli fabulosa y sé que te va a encantar«. (Eso suena un poco gay, y *aclaración: ser el mejor amigo de alguien no tiene nada que ver con sus inclinaciones sexuales)
  6. Siempre has de tener una idea aproximada de donde está tu mejor amiga, nunca se sabe cuando puede surgir una urgencia. Eso no implica que paséis mucho tiempo juntos, ya que igual ves a tu mejor amiga un par de veces al año, pero estará informada periódicamente de cualquier acontecimiento importante (o banal) de tu vida. «Tía ¿te acuerdas de cuando fuimos a aquel pub y me presentaste a la camarera? Pues hoy me la he encontrado en la caja del Consum y ¡Me ha reconocido!»
  7. Un mejor amigo sabe que puede ser requerido para un cometido a priori incómodo y debe de estar dispuesto a cumplirlo. ¿Puedes venir a recogerme el sábado a las 5 de la mañana (sobrio) al aeropuerto?  o ¿Tengo una araña en el baño, ven a matarla que no me puedo duchar? o tal vez te llegue un mensaje a las 4 de la mañana de un lunes laborable del tipo: «¿Acabo de romper con Alex, necesito una copa, puedes venir a casa?» (*Nota, Alex también es un nombre mixto)
  8. Debes de ser capaz de dormir con tu mejor amiga sin que resulte incómodo. Y lo más complicado, no excitarte a pesar del posible roce involuntario. *Queda exento el inevitable empalme matutino masculino.
  9. Si eres capaz de decirle: «te estás equivocando mucho«, «dúchate que te huelen los pies«, «te lo dije, y no digas que no«, «no sé a que esperas para dejar a la estirada de tu novia«, «ese hombre no te llega ni a la punta de los pies» o «deja de comer que te estás poniendo Paquirrín«, y no se lo toma mal: entonces es tu mejor amig@.
  10. Si cuando te pasa algo especial sientes la necesidad de contárselo. Pero al mismo tiempo cuando no tienes nada especial que contar, podéis pasar mil horas juntos simplemente charlando. Entonces es tu mejor amigo, tu mascota o tu videoconsola. keep calm 2

Al final son los hechos los que determinan cuando un amigo es bueno o es malo. Una cosa os recomiendo, cuidad mucho a todos vuestros amigos, pero especialmente a los que no os piden que cambiéis y os quieren tal como sois: en la salud y en la enfermedad; en el enamoramiento y en la ruptura; en la riqueza y en la pobreza; en la soltería y el matrimonio; a la cara, a la espalda y delante de vuestras familias; en la fiesta y en la pelea; en el éxito y en el fracaso; y en la risa y en los llantos.